Inicio
barra


facebook
La gente de Sandoval de la ReinaLo último incorporado
Escríbenos y mándamos información, saludos o imágenes. Gracias.
                                                                                         

  Cofradía de las Ánimas   de   Sandoval de la Reina 

Es la única que persiste en 2012, en Sandoval.

La otras tres, desaparecidas en el siglo XIX, fueron Cofradía de La Vera Cruz, Cofradía de San Pedro dedicada a Hospital y el Arca de Misericordia. En 1770 esta última no consta en el documento pedido por el conde de Aranda y sí la Cofradía del Rosario.


Regla renovada de la COFRADÍA DE ÁNIMAS establecida canónicamente en la

PARROQUIA DE LA VILLA

de

SANDOVAL DE LA REINA

1957

Algunas notas:

- Fundada en 1780 según esta Regla, aunque consta que existía ya en 1770.
- Patrono y protector: San Miguel Arcángel.
- Tiene por fin especifico el culto a las almas del Purgatorio y promover la vida cristiana por medio de buenas obras.
- Cada año, el martes siguiente a Pascua de Pentecostés, se renuevan uno de los dos regidores y uno de los dos mayordomos.
- El Trojero de las Ánimas, adosado a la parece norte de la iglesia y desaparecido por hundimiento en los años 1990, fue después el primer Teleclub del pueblo. (información de Nicolás Cuñado, 2015)

 

 

Regla renovada de la Cofradía de Ánimas de Sandoval de la Reina
Regla renovada de la Cofradía de Ánimas establecida canónicamente en la Parroquia de la villa de Sandoval de la Reina

1957

Imprenta El Castellano

C/ Santander, 11

Burgos

 

DECRETO DE APROBACIÓN

---

Aprobamos los presentes Estatutos de la Cofradía de Animas, erigida canónicamente en la Parroquia de Sandoval de la Reina.

Dr. Buenaventura Díez y Diez,

 

Lo decretó y firma Su Sría. Ilma. el Vicario General del Arzobispado.Dr. Mariano Barriocanal.Burgos, 25 de Enero de 1957.Hay un sello que dice: Arzobispado de Burgos.

INDULGENCIAS CONCEDIDAS

---

Concedemos doscientos días de indulgencia a todos los diocesanos que lean piadosamente u oigan leer los Estatutos de la Cofradía de Animas establecida canónicamente en la Parroquia de Sandoval de la Reina y para los que oigan los dos sermones establecidos en el art. 9º de los Estatutos. Burgos, 4 de Febrero de 1952.  X Luciano, Arzobispo de Burgos Por mandato de Su Excia. Revdma. el Arzobispo mi Señor.-Dr. Mariano Barriocanal.Hay un sello que dice: Lucianus Pérez Platero Dei et Ap. Sed. gratia Archiepiscopus Burgensis. Pro Fide Lege et Rege (1).

Con la aprobación quedan también vigentes las indulgencias de la Antigua Regla (1). que dice: Los Hermanos de esta Cofradía ganan ciertas indulgencias confesando y comulgando y rogando por las intenciones del Romano Pontífice en los días siguientes: El día que se entra en la Cofradía; el 29 de Septiembre, fiesta de San Miguel Arcángel; el 29 de Junio, fiesta de San Pedro Apóstol y el tercer día de Pascua de Pentecostés.Para ganarlas es necesario tener la Bula de la Cruzada (3).

 
Notas del transcriptor:

(1) No disponemos del texto de la Antigua Regla de la Cofradía de Ánimas de Sandoval de la Reina.

(2) Pro Fide Lege et Rege se puso como lema el obispo Luciano Pérez Platero, cuando en 1926 fue consagrado obispo de Segovia y nombrado miembro del Tribunal de la Rota ("Conspiración contra el Obispo de Calahorra". Arizmendi y De Blas. Ed. EDAF SL, 2008. pg. 204)

(3) Esta bula se estuvo otorgando hasta mediados del siglo XX.

 

 

 

 

 

Al lector:

El fallo de la humanidad actual, decía Pío XII en esta Navidad de 1956, no está en la técnica progresiva que por inanimada la mueve el hombre para usarla en orden al bien o el orden al mal; el fallo está en el corazón, en la mente del hombre que en libre causalidad actúa los desarrollos naturales y complejos funcionales o los inhibe y hasta a los pone en peligro; porque el pecado no priva al hombre del dominio progresivo de los elementos por Dios creados, pero le priva del dominio de sí mismo, del ejercicio racional de la libertad, y con este desorden propio, produce la desconfianza y la inseguridad y el uso de las mismas cosas era la técnica.

¿Y cómo podemos decir que el hombre es libre y progresa, si pierde la capacidad de gobernarse a sí mismo ?

La poca reflexión y el olvido de que el hombre es portador de valores eternos, el orín que mancilla las almas y enerva las fuerzas de la responsabilidad de cada uno que con el ejercicio ...

(continúa)

 

 

– 4 –

... ejercicio de una vida ejemplar se avivan. Si el hombre no piensa que Dios le ve cuando obra bien y cuando obra mal, y que según su conducta será el premio o castigo ¿cómo queremos que deje de engañar, de estafar y si puede de robar y asesinar?

Renovarse es vivir y hablando de renovación ha dicho el Papa Pío XII: "La civilización rural que renueve la mentalidad de la juventud, ha de integrar los valiosos progresos debidos a la técnica, salvaguardando plenamente los valores ancestrales de respeto a la familia, de sentido de la autoridad, de valor en el trabajo, de simplicidad de vida y tantos otros depositarios de una tradición no defensora, egoísta o ciega de formas caducas, sino poseedora de un tesoro del que brotan sin cesar cosas nuevas y antiguas para el bien de la comunidad entera".

Un tesoro del que siempre brotan cosas nuevas y antiguas, es en Sandoval, la Regla que hoy se presenta renovada y que, por el cariño de los fieles de esta Parroquia, se libró de las garras de la desamortización al tiempo que desaparecían con sus bienes la de la Vera Cruz, la de San Pedro, dedicada a Hospital y el Arca de Misericordia.

La Regla antigua era un esquema de ordenanzas que no mostraban el sentido claro de la vida ni respondían a nuestras circunstancias, ...

(continúa)

 

 

– 5 –

... ni daban soluciones para el funcionamiento de la Cofradía, y sin mirar al lazo de cordialidad entre vivos, que es fuente de contento y felicidad, insistía pegajosamente en que no se gastase, sino en sufragios y en cera; pero en la cuenta más antigua y así sucesivamente, se registraran siete pesetas para dos cenas y setenta y una peseta por el pan y el vino dado a los Hermanos el tercer día de Pentecostés y se conservan para repartir el vino dos jarras finas de tierra con la inscripción "Cofradía de Ánimas de Sandoval de la Reina".

La Regla renovada en los cuatro artículos primeros y dos últimos –que parecen ofrecer así más interés que a modo de prólogo y apéndice– busca sentido a la vida para que sean aceptos (4) a Dios los sufragios; y en los otros seis artículos, da soluciones para lo concreto en la marcha de la Cofradía y, habiéndose reducido el gasto desde hace unos años quitando el pan, en el cap. 10º, la letra es distinta a la de los artículos de la antigua, pero quita el embrollo de leer una cosa y a continuación hacer la contraria, que también santificó Jesús; y hoy más es un acto piadoso que un yantar y algunos lo dejan aunque asisten al rezo y a la lectura de la Regla. Se hizo constar esto al censor porque, substancialmente, la Regla había de ser la misma, ya que un matrimonio tiene dejados ...

(continúa)

 

 

 

 

(4) Acepto: Agradable, bien recibido, admitido con gusto.

– 6 –

... sus bienes para la "Cofradía de Ánimas de Sandoval de la Reina"; pero también eran Hermanos conocedores de este art. 10º y no pusieron óbice alguno en su testamento que tendrá ejecución al fallecimiento de la que Dios guarde con el dominio del usufructo.

La renovación quiere ser una llamada a nuevos Hermanos y que los que sean Hermanos estimen como lo que más, el vivir sin hábito de pecado, en estado de gracia y vida meritoria. Y para ello, la Junta que suscribe los artículos pidió con la aprobación la bendición del Reverendísimo Prelado, la cual ha llegado copiosa, concediendo, entre otras gracias, la de doscientos días de indulgencia a todos los diocesanos que lean piadosamente u oigan leer los siguientes Estatutos de la Cofradía de Ánimas.

 

 

 

 

 

REGLA RENOVADA

de la

COFRADÍA DE ÁNIMAS

establecida canónicamente

en la

Parroquia de la Villa

de

SANDOVAL DE LA REINA

PREÁMBULO

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, que son tres personas distintas y una esencia, un poder, un saber y un amor, queremos proseguir idéntica finalidad a la que nos precedieron desde 1780: Hacer que cada uno de nuestros actos, la más humilde y familiar de nuestras tareas, estén sirviendo al par que a nuestro destino temporal e individual, al destino comunitario ...

(continúa)

– 8 –

... y eterno de llevar las almas que Jesucristo ha redimido y santificado hacia el Reino que Él ha preparado. Más porque la Regla que nuestros antepasados trazaron no nos da conocimiento de de las cosas ni responde a nuestras circunstancias, buscamos otra que ponga en nuestra alma un sentido claro de la vida y nos dé soluciones para lo concreto en la marcha de la Cofradía.

 

CAPÍTULO I

En alabanza de la confraternidad o cofradía dice N. S. Jesucristo: "Donde quiera que hubiere dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos". Hay tres clases de reuniones: Una espiritual, otra corporal y otra que es espiritual y corporal. Reunión espiritual es cuando dos, tres o más se reúnen en cuanto al espíritu para adorar a Dios en dilección (5) y amor. Corporal, cuando se reúnen en cuanto a los cuerpos, pero no en cuanto a las almas, como los que siguen los mercados, unos con intención de rnercar y otros con intención de vender, y para que se relacionen bien no pueden prescindir de la espiritual, han de regirse por el respeto mutuo y por las reglas de la justicia. Y reunión espiritual y corporal, es cuando algunos se reúnen en cuanto a las almas y en cuanto a los cuerpos, tratando de cosas del servicio de Dios v cumpliendo ...

(continúa)

 

 

 

 

(5) Dilección: Voluntad honesta, amor reflexivo.

– 9 –

... las obras de misericordia. Esta reunión es la más provechosa y la que practicaron los primeros cristianos de los que dice el Cap. IV del libro de los Hechos de los Apóstoles: "La muchedumbre de los cristianos, perseverando en la doctrina de los Apóstoles, en las oraciones y en la fracción del pan, tenía un solo corazón y una sola alma, de tal modo que entre ellos no se conocía ningún indigente".

 

CAPÍTULO II

El lema de amar sirviendo con gozo al que se ama, lo turbó Lucifer con su orgullo, que es la madre del desorden y de la perdición, así como eI corazón egoísta y ruin es la madre de la injusticia y del hambre (Tob. IV, 14), Por eso nosotros como nuestros antepasados, invocamos a San Miguel Arcángel, patrono y protector de nuestra Cofradía, para que, como él, con júbilo, abnegación y firmeza, encarnemos en nuestra vida aquel ¡QUIÉN COMO DIOS! que dio la paz al cielo, y como él obedezcamos lo que Dios manda y quiere y condenemos lo que Díos condena y no quiere y así siga San Miguel triunfando en nosotros del soberbio Lucifer, abatido a sus pies y no nos presente al tribunal de Díos sin el adorno de la gracia. Por ello, pedimos a San Miguel Arcángel, que tenga por bien ser protector de nuestra ...

(continúa)

 

 

– 10 –

... Hermandad, y para ello, es nuestra voluntad que todos los que pertenezcan a la misma, asistan a la misa que se diga dicho día en la Parroquia, así como a las Vísperas que se digan el día antes.

 

CAPÍTULO III

El recto amor a Dios es el imperio de nuestra alma sobre todas nuestras obras; vida sin pecado mortal que nos pone en comunicación con la vida divina merecida por N. S. Jesucristo, y por tanto, en disposición de hacer que todas nuestras obras sean meritorias de gracias de salvación para nosotros y para los vivos y los difuntos. Sin esta comunicación de bienes que superan a los materiales y temporales, tanto como supera el alma al cuerpo, no nos estimaríamos nosotros ni estimaríamos esta obra pía que tiene por fin auxiliar a las almas que dejaron el tiempo de merecer, saliendo de este mundo con pecados perdonados en cuanto a la culpa, pero no satisfechos en cuanto a la pena y esperan de nosotros esa obra espiritual de misericordia que el E. S, llama "SANTA Y SALUDABLE", de satisfacer por ellas principalmente con el ofrecimiento del Santo Sacrificio de la Misa, por el cual se las aplica el mérito del principal Mediador Jesucristo y después con las indulgencias que nosotros podemos ganar y con el valor satisfactorio e impetratorio (6) ...

(continúa)

 

 

(6) Impetratorio: Que sirve para conseguir una gracia que se ha solicitado y pedido con ruegos.

– 11 –

... de nuestras oraciones y de todas nuestras obras, Y por ello se recomienda que todos los que fueren de esta Hermandad, sean muy amantes de los Santos Sacramentos para estar siempre en disposición de merecer.

 

ARTÍCULO IV (capítulo IV)

En conformidad con lo dicho, esta Hermandad tiene por fin especifico el culto a las almas del Purgatorio y los determinados en el Canon 685 y párrafo segundo del 707: Promover la vida cristiana por medio de buenas obras, ya de culto divino público y de piedad, ya de ayuda moral y material a sus Cofrades, conforme se detallará en los capítulos correspondientes.

 

CAPÍTULO V

Pueden ser Hermanos Cofrades todos los cabezas de familia y mayores de edad que lo solicitaren, residentes en Sandoval de la Reina. Para ello habrán de observar con fidelidad los preceptos de Dios y de la Iglesia, esmerándose en la vigilancia y educación de los hijos y fomentando para la práctica del Rosario a la Stma. Virgen la vida íntimamente cristiana de la familia y evitando en privado y en público las palabras soeces, la blasfemia, estados de embriaguez y juegos inmoderados, ...

(continúa)

– 12 –

... pues obrando así se estiman en lo que son y aman como deben, mientras que lo contrario sería aborrecible a los ojos de Díos como Él nos enseña por San Mateo cuando dice: "Desdichado quien escándalo diere a otro". La cuota de entrada será desde la edad de 21 años a los 30, cinco pesetas; de 30 a 40, diez; de 40 a 50, quince, y de 50 en adelante 25; y la obligación de mirar por los bienes espirituales y materiales de la Cofradía, a fin de que nuestros sucesores hagan lo mismo cuando Díos sea servido llamarnos de esta presente vida Para la otra.

 

CAPÍTULO VI

Cuando alguno de los Hermanos enfermare, se le ayudará a que reciba a tiempo el Santo Viático y cuando le sea administrado en testimonio de piedad y hermandad, le acompañarán con sus oraciones los Cofrades, yendo junto al Santísimo los cuatro de la Junta o, a falta de ellos, los primeros que lleguen, con hachones encendidos y portando uno el estandarte blanco.

Si algún Cofrade enfermo careciese de asistencia,  la Junta de la Cofradía mirará porque no le falte asistencia, nombrando Hermanos, que en turno de dos horas, le asistan, sin irrogarles perjuicios en asuntos peculiares; y si el enfermo tiene familia allegada, haciendo los posibles para que ...

(continúa)

– 13 –

... sea atendido por ésta o por los bienes de él. Todo según las posibilidades de la caridad, pues todos hacemos nuestro hecho y esperamos se haga lo mismo con nosotros.

 

CAPÍTULO VII

Cuando falleciere un Hermano, en testimonio de piedad y hermandad, acompañarán a su entierro los Cofrades, portando uno el estandarte negro y, si es necesario, le llevarán y le darán sepultura.

Es obligatoria la asistencia de los Cofrades, además de a la misa de entierro, a la misa solemne que en sufragio del alma de cada Hermano fallecido se celebrará por cuenta de la Cofradía, poniendo seis hachones encendidos junto al túmulo, los cuales se donarán también para la misa de entierro y un día de Honras y se prestarán por el Mayordomo al que los solicitare no siendo para Hermano y recibiendo una limosna de doce pesetas cada día. También es obligatoria la asistencia a los sufragios de cuatro misas con Oficio llamados de plana, a las vísperas y misa de San Miguel, a la lectura de la Regla y rezo del tercer día de Pentecostés y a la misa del día del Carmen.

La Junta de la Cofradía, en cada tiempo, mirará la hora más oportuna para estos actos obligatorios ...

(continúa)

– 14 –

... y siempre que no haya causa justificada -de que se dará cuenta a la Junta al comunicar el acto- como enfermedad, ancianidad, problema importante, etc., que impida la asistencia, el que faltare dará a la Cofradía medio kilo de cera o su equivalente en dinero o una vela de cinco pesetas si, reconociendo la falta, se adelanta al aviso que dé cualquier Hermano al Mayordomo para la reunión del tercer día de Pentecostés; pues queremos que todos los Hermanos de esta obra seamos muy unánimes y fieles, dándonos ejemplo unos a otros; y sí alguno se ausentara del pueblo, se le considera Hermano a efectos de sufragios, siempre que, para Pentecostés, haga al Mayordomo el presente de una peseta, por sí o por otro.

 

CAPÍTULO VIII

La Junta de la Cofradía estará compuesta de un Abad, que será el Sacerdote que regente la Parroquia: de dos regidores y dos mayordomos, turnándose los Cofrades en el cargo cada año uno, por Pentecostés. El que entra por Pentecostés, anda con el platillo los domingos y días de fiesta a pedir limosna y recibe los fondos de la Cofradía en las cuentas que se hacen por Navidad, a las cuales asisten con él, el Abad, el Mayordomo que da la cuenta y los dos regidores o mayordomos inmediatamente anteriores. El que recibe la

(continúa)

– 15 –

... cuenta es el que se encarga de cobrar las rentas y hacer los pagos del año y tornar la cuenta de ingresos y gastos al que sale.

 

CAPÍTULO IX

Siempre que se pueda, se procurará terminar la novena de Ánimas en domingo y la Junta de la Cofradía procurará que haya sermón al terminarla, así como el segundo día de la fiesta, cuatro de Febrero, días señalados para el Jubileo en la Conmemoración de todos los fieles difuntos y para ganar las indulgencias de Cruzada y otras que tenga a bien concedernos nuestro Reverendísimo Prelado.

 

ARTÍCULO X (capítulo X)

Recordando que entre Jesús y los Apóstoles la mesa común se hizo señal de Hermandad (Jon. XXI, v. 9 al 13), el día del Patrocinio en que tocan las campanas y el día en que se hacen las cuentas, los rnayordomos tienen una cena en común, y el tercer día de Pentecostés, después de rezar el Rosario en la Iglesia, los Hermanos se reúnen en la sala y una vez leída la Regla y rezado un Padrenuestro al glorioso Patrono San Miguel Arcángel, otro por los fundadores y bienhechores de la Cofradía, otro por los fallecidos de la misma ...

(continúa)

– 16 –

... y otro por cada uno de los Hermanos fallecidos después de Pentecostés del año anterior, separadas las mujeres de los hombres, los que así lo deseen, se toman su merienda y reciben un refresco de vino de los mayordomos, siempre que repasadas las cuentas se vea que están cubiertos los gastos de sufragios y de cera para el túmulo y para los Hermanos.

 

CAPÍTULO XI

Recordando a San Agustín, que sobre el versículo "bienaventurados los misericordiosos porque ellos alcanzarán misericordia", estableció el principio de que "no aprovechan a todos por quienes se ofrecen los sufragios y el mérito de las buenas obras, sino a aquellos que, mientras vivían, se hicieron acreedores a ello"; es bien visto por los Hermanos que, mediante la Junta de la Cofradía, se restablezca el Arca de misericordia que recoja y administre el tesoro de Caridad de todos, recibiendo ofertas de trigo y repartiéndolo al que lo necesite, sin exigir creces ni interés alguno, bastando fiador cosa o persona de que lo devolverá a frutos recogidos, o sea, por Septiembre u Octubre, en que, después de devuelto lo prestado, se le puede volver a prestar y que a tenor de los fondos de Cofradía, y luego de cubiertos los gastos de su culto, se ...

(continúa)

– 17 –

... atienda a fines caritativos entre los Cofrades, sobre todo en caso de enfermedad.

 

CAPÍTULO XII

Recordando al Apóstol San Pablo cuando dice: "Ayudad los unos a los otros a llevar las cargas y así cumpliréis la Ley de Jesucristo"; es nuestra voluntad que sí algrln Hermano tuviere pleito con algún extraño y los Hermanos de la Cofradía supieren que el Hermano tiene derecho y el otro le detiene maliciosamente, se le ayude, llamando a aquellos Hermanos que entiende le pueden ayudar y ellos vayan y le ayuden a tener la voz y le fíen en lo que fuere menester; porque la vida como el Purgatorio, no es la antesala del infierno, sino el vestíbulo de la gloria; en ellos reina el dolor, pero también el amor más intenso y profundo y con ello, aquí la paz y allá las primeras luces de la Bienaventuranza eterna.

 

– 18 –

SÚPLICA AL PRELADO

 

Para que esta Regla tenga la debida fuerza y valor, suplicamos a nuestro Excelentísimo Prelado la dé su aprobación, junto con su bendición, confirmando las indulgencias concedidas y concediendo otras que bien le pareciere.

Y, para que todo tenga su cumplimiento, en caso de disolución de esta Cofradía, pedimos que disponga y dé el destino que mejor le pareciere a los bienes muebles e inmuebles de la Cofradía, el mismo Excelentísimo Prelado de la Diócesis, cuya vida guarde Dios muy felices años para el Gobierno de la Iglesia y bien de sus fieles hijos.

B.A.P. de V.E.R.

LA JUNTA DE LA COFRADÍA

Victorino Fontaneda Fontaneda
Eutimio Andrés. Basilio López. Feliciano Miguel.
Emiliano Pérez.

 

 

Agradecimiento: María Jesús Pérez que facilitó un ejemplar original de la Regla de la Cofradía de Ánimas de Sandoval de la Reina, con el que se pudo elaborar esta página.

 

 

página creada el 27 de junio de 2012